Un equipo, una misión. Salvar vidas.

Sitio de lanzamiento de Tanara en Chepo

Cuando en la vida lo que nos impulsa es ayudar a nuestro prójimo que se encuentra en peligro, las distancias y las circunstancias no son suficientes obstáculos para detenernos.

Faltaba poco para que el reloj marcara las 10:00 de la mañana de aquel tranquilo domingo cuando sonó el teléfono en nuestro Centro de Despacho. Familiares de un menor de 7 años de edad desesperadamente pedían auxilio.  El niño había caído de una maquinaria agrícola en marcha y sufrido severas lesiones.

De inmediato el equipo más cercano a la emergencia se activó.  Tres de nuestros Técnicos de Urgencias Médicas (TUM) del recién inaugurado Sitio de Lanzamiento de Tanara en el distrito de Chepo emprendieron el viaje sin imaginarse lo que les esperaba.

Eran casi tres horas de camino manejando por la carretera Panamericana y dos horas entrando por una vía de difícil acceso, en donde lo que abundaba era el lodo.

El tiempo transcurría mientras ellos se adentraban por el fango de la calle y llegar a la comunidad conocida como Pigandí, en el corregimiento de Tortí, distrito de Chepo entre los límites de la provincia de Panamá y Darién.

A pesar de los obstáculos en el camino donde se tuvo que utilizar una de nuestras ambulancias 4×4, nuestro personal llegó y atendió el caso. 

“Llegamos mis compañeros y yo luego de luchar con el mal estado del camino. De inmediato bajamos los equipos y procedimos a ponerle los aparatos.  Fue muy difícil para nosotros porque se trata de un niño y la condición en que estaba.  La escena era impactante…”  narró con la voz entrecortada la paramédico Aslin Pinilla.

Nuestros colaboradores al llegar a la comunidad fueron recibidos con mucha gratitud por los lugareños por el enorme esfuerzo de desplazarse a esa apartada zona y le ofrecieron todo el apoyo para su retorno a la base una vez realizada la atención.

Ellos son nuestros héroes.